Woocommerce: seis consejos para optimizar tu ficha de producto

La ficha de producto en Woocommerce es una herramienta fundamental para conseguir nuestro objetivo: la conversión. Si queremos lograr nuestro objetivo de marketing, debemos tener algunas ideas claras. Sin entrar en detalles, hacemos marketing para que la gente haga cosas, en concreto, para que hagan lo que nosotros queremos que hagan. Para que nuestra ficha de producto sea una buena herramienta de venta, nos vamos a detener en los siguientes aspectos:

1. Optimiza tu URL

Cada vez que das al botón publicar, estas creando una nueva URL. Eso es una oportunidad más de posicionar. Conviene que la dirección web de la ficha del producto tenga en su descripción palabras clave que la definen y que coincidan con lo que está buscando la gente.

Si tenemos muchas URLs dedicadas a productos similares, lo mejor que podemos hacer es cubrir el long tail de la palabra para tener cubiertas el mayor número de palabras clave posibles del producto. Por ejemplo, estas serían descripciones de producto interesantes en una categoría de palabras clave similares:

Bolso negro / Bolso negro de charol / Bolson negro de charol para fiesta / Bolso negro de charol con cadena en dorado.

mejora tu ficha de producto

2. Descripción corta

Cuando estás dentro de wordpress, en la parte de la descripción de producto, comprobarás que lo que aparece más arriba es la decripción larga. Para escribir la descripción corta, debes bajar a la parte baja de la pantalla. Nuestra recomendación es hacer un texto breve evocador, provocador y emocional. También es muy recomendable tratar de tú al cliente. Hay que buscar un tono casi poético que mueva el corazón.

Si hacemos un buen uso de la letra negrita sobre las palabras clave o los principales argumentos de venta, se lo pondremos más fácil a nuestro posible cliente. Aunque el SEO es muy importante durante todo nuestro trabajo en la ficha de producto, la descripción corta debe estar pensada también para las personas, no solo para los buscadores.

3. Descripción larga

En esta descripción se puede atacar más al SEO. Está pensada para ese tipo de comprador que quiere tener toda la información bien clara antes de hacer la compra. Hay que tener en cuenta lo siguiente:

  • Si utilizamos guiones en los datos técnicos, conseguiremos una mayor sensación de claridad y limpieza.
  • No hay que olvidarse de meter texto y palabras clave. No es solo un esquema.
  • Durante la vida de la tienda, los clientes nos harán preguntas recurrentes. Es importante que las respuestas se vayan volcando en esta descripción larga. Así optimizaremos el rendimiento de la descripción. No hay que dar por terminada una ficha de producto nunca.
  • Párrafos largos: si alguna explicación concreta lo requiere, puede ser un buen lugar para hacerlo.
  • Vídeo: también es un espacio perfecto para poner vídeos. Es interesante que los vídeos aporten valor y sean lo más originales posibles. El vídeo debe poder diferenciarte. Si tienes el mismo vídeo que la competencia, tienes un problema.

4. Etiquetas y metaetiquetas ¿sí o no?

Aunque hay mucha gente que las sigue utilizando para el SEO, nuestra experiencia nos dice que si prescindes de ellas no pasa nada. Si apuestas por hacer un buen trabajo de contenidos y buscas un SEO natural, las etiquetas empiezan a tener menos sentido.

Google quiere parecerse cada vez más al ser humano. Nosotros no nos comunicamos con etiquetas. Lo hacemos a través de un discurso más o menos elaborado. Eso es lo que Google está buscando cada vez más.  Hay peligro de sobreoptimizar tus fichas de producto en woocommerce si abusas de las etiquetas.

5. ¿Utilizo el plugin de SEO estrictamente?

Es una duda muy razonable sobre la ficha de producto. Tiene su sentido. Aunque hay muchos matices, en este caso, parece que lo más razonable es no obsesionarse con todos los criterios que los plugins de SEO nos piden. Hay que tener en cuenta que ese tipo de plugins están pensados para ayudarnos a generar contenido de calidad en blogs y en noticias.  Hay productos que no necesitan más de trescientas palabras. También es cierto que hay otros que merecen más explicación.

Una ficha de producto con demasiadas palabras empieza a parecerse a otra cosa diferente y puede generar un efecto raro en los compradores. El público está acostumbrado a comprar en plataformas como Amazon, que no le ofrecen grandes parrafadas. La credibilidad y la confianza se ganan por otro camino. Quizá, donde sí que haya que hacer artículos extensos, sea en el blog de la misma página.

Por otro lado, si escuchamos a los expertos en neuromarketing y demás disciplinas orientadas a la venta online, veremos que lo que recomiendan es minimizar el texto y aumentar el tamaño de la imagen. Quizá, como en tantas otras ocasiones, lo más razonable esté a medio camino entre los dos extremos.

 

6. Optimiza tus fotos de producto

Pon las fotos cuadradas. Hay cientos de herramientas que te permiten hacerlo. Si cambias los tamaños de la foto, empezará a descuadrarse todo y a quedar feo. Se descompensará todo, no quedará bonito y eso repercutirá en menos ventas.

Hay que elegir un número razonable de fotos. No es recomendable poner más de cinco o seis porque el cliente se va a despistar. Es recomendable añadir una foto con referencias humanas. Hablaremos también del nombre de las fotos y del atributo alt, por ahora, hay que saber que las fotos deben tener un nombre. Debemos esforzarnos en que nuestros productos reflejen una cosa: la verdad. Y esto debe cumplirse tanto en texto como en imagen. Nuestro trabajo debe ser un acercamiento hacia la verdad. Cómo suena eso.

Suscríbete

El newsletter semanal con trucos y consejos de WooCommerce

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*